miércoles, 27 de febrero de 2008

Altar de Zeus en Pérgamo

Arquitecto: Desconocido
Cronología: Siglo II a.C. (188 a.C.)
Estilo: Griego Helenístico
Materiales Utilizados: Mármol

Dimensiones: Original [69 m x 77 m]; parte conservada [ 36,44 m x 34,29 m]
Localización actual: Pergamonmuseum, Berlín


Es el mayor altar de la Antigüedad consagrado a Zeus, que fue erigido por el rey Eumenes II para conmemorar sus victorias contra los celtas y glorificar sus gestas dándole un ascendiente divino al linaje atálida.


Exterior
El altar tal y como se conserva actualmente no está completo.
En sus orígenes el altar era un gigantesco podio macizo de unos 7 metros de alto aproximadamente, con una amplia escalera. Posee una columnata de altura reducida (2,67 metros de altura), con columnas jónicas rodeando toda la plataforma y soportando un entablamento plano. La fachada tiene forma de U.

Las paredes exteriores del podio están ornamentadas con un friso a lo largo de más de 120 metros en donde se relataba la Gigantomaquia (lucha entre dioses y gigantes). Se trataba de un altorrelieve de 2,28 metros de altura con un gran patetismo escultórico.

Las figuras se retuercen dramáticamente y rompían la linealidad del friso. Los rostros torturados contrastaban con la serenidad de los dioses.
En todo el friso participaron más de 40 escultores que unificaron su trabajo de modo que no se puede distinguir ninguna individualidad en la obra.


Planta e interior

Se trata de una planta totalmente cuadrada y la fachada que aún se conserva daba acceso a un patio cerrado, donde se encontraba el altar de los sacrificios.

Este patio estaba adornado con un friso, aunque de dimensiones menores en él se relataba la vida del héroe Télefo, hijo de Hércules, presunto fundador del linaje atálida.
Este friso supuso un antecedente de la columna de Trajano.